¿Cómo funcionan los portales inmobiliarios?

Compartir en
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on telegram
Share on email

El funcionamiento de los portales inmobiliarios

Los acreditados y conocidos portales inmobiliarios son uno de los métodos más usados para la promoción de una vivienda o inmueble, ya sea para su venta o alquiler, por parte tanto de las agencias inmobiliarias como de los propios particulares.

Y es que son una de las vías o herramientas que reciben mayor número de entradas de compradores, debido a que desde ellas se puede ver casi todo lo que hay en el mercado inmobiliario de cualquier ciudad o ubicación. Es decir, una persona que está aburrida en un aeropuerto de Canarias, -simplemente por curiosidad o porque está interesado en comprar o alquilar una vivienda- puede visionar los inmuebles que están a la venta en un pueblo determinado de Albacete, por poner un ejemplo, ya que se podría ver de cualquier parte de España, e incluso del mundo, pues cada país cuenta son sus propios portales inmobiliarios.

Al igual que este individuo, -que está esperando a poder embarcar o simplemente haciendo una escala de su viaje-, un elevado porcentaje de personas consultan la disponibilidad y el tipo de viviendas del mercado a través de sus teléfonos móviles.

Según los estudios inmobiliarios, conforme avanza el grado de madurez de las personas también lo hace su conocimiento sobre el mercado, y su capacidad de selección. Además, cada vez son más selectivos y de media, los individuos que compran una vivienda emplean entre diez y doce meses en realizar una búsqueda activa de compra. Por supuesto, que hay gente que tarda más tiempo, y quien tarda menos, pero la media está establecida en este periodo.

Durante todos estos meses empleados en la búsqueda, -como comentábamos anteriormente- van madurando su decisión, aprendiendo sobre el mercado y conociendo más o menos los precios en los que se está moviendo la vivienda por la zona que están interesados, ya que desde hace un tiempo sólo buscan entre uno o dos barrios. Y solamente visitan aquellas viviendas que cumplen con una serie de requisitos, tales como un número de habitaciones y baños concretos, tamaño, precio, etc. Es decir, todo aquello que no entra dentro de sus parámetros lo descartan directamente y ni siquiera van a verlo. Es más, tampoco emplean tiempo en visionarlo a través de los portales inmobiliarios porque tienen puestos unos filtros en estas páginas para que sólo les lleguen las viviendas que cumplen con estos requisitos.

Hasta aquí podríamos afirmar que todo lo que aportan estos portales inmobiliarios son ventajas, pero, como todo en la vida, también hay algún inconveniente: una de las mayores desventajas que tienen es que son unos chivatos. Es decir, nos dan una gran cantidad de información que va desde cuando lleva esa vivienda a la venta, a los datos que está teniendo en visualizaciones, contactos y favoritos. Por lo que se puede ver si una casa está siendo atractiva o no para el mercado.

Además, conforme va pasando el tiempo, las viviendas van retrocediendo posiciones, llegando a un punto en el que nadie, o casi nadie, las ve porque aparecen en la página 4 o en la 5. Y por regla general, en cada página se visualizan en torno a 30 viviendas. Por lo que, cuando quiere llegar a la página 5 ya ha visto 120 viviendas, está saturado y ni siquiera llega a ver bien lo que hay. Está comprobado que más allá de la página 3 es muy complicado que la vivienda sea visible o tenga una posición positiva.

Es posible competir contra esto mediante el pago de un buen posicionamiento para estar en las primeras páginas pero siempre se va a estar compitiendo con agencias inmobiliarias cuyo posicionamiento va a ser mejor y por lo tanto estaremos gastando dinero sin obtener buenos resultados.

Estas son algunas de las partes negativas que tienen los portales inmobiliarios. Ahora bien, también hay que resaltar que son de gran ayuda para aquellos compradores que saben estudiar el mercado a través de ellos, ya que les proporciona mucha información para poder negociar el precio de la vivienda, por supuesto siempre a la baja.

Al igual que sucede en cualquier otro ámbito de la vida, para cualquier cuestión lo primero que hay que hacer es saber utilizarlo y aprender a sacarlo el máximo partido. Si no fuera así, lo mejor es ponerse en manos de los profesionales correspondientes, que controlen todo este tipo de cuestiones.

Compartir en
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on telegram
Share on email

¡Apúntate a mi newsletter!

Recibe mis últimos artículos, podcast y otros contenidos interesantes y actuales sobre el sector inmobiliario directamente en tu correo electrónico.

Deja un comentario

cooperativa de viviendas

Cómo funciona una cooperativa de viviendas

Las cooperativas de viviendas, llevan existiendo muchos años, aunque siguen siendo una figura un tanto desconocida por gran parte de las personas. Como el resto

Alquilar mi piso y dormir tranquilo

Uno de los mayores miedos que tienen las personas que no están habituadas a alquilar una vivienda o que están acostumbradas pero que lo hacen

¿Te ayudo a vender o alquilar tu casa?

Ponte en contacto conmigo y encontraremos la mejor manera de hacerlo

× ¿Puedo ayudarte?